Miel en los tiempos bíblicos, salud en tiempo actual

miel-salud1Dios prometió a Israel “una tierra que fluye leche y miel” (Ex. 3:8; 13:5; Josué 5:6; Jer. 11:15). Las innumerables referencias a la miel o al panal en la Palabra de Dios, son pruebas de que en Palestina abundaban los productos de las abejas. Sin duda que los judíos cuidaban las abejas para que produjeran miel. Así muchas de las citas bíblicas indican que la miel silvestre era muy común. Los lugares favoritos para cazar las abejas eran las cavidades de los árboles, en donde Jonatán descubrió algo de miel y comió de ella (1 Sam. 14:25-27), en los agujeros de las rocas, de donde con frecuencia era extraída (Sal. 81:16); y algunas veces en los cuerpos secos de los animales, como cuando Sansón comió del cuerpo de un león muerto por él (Jue. 14:8, 9).

Los libros poéticos de la Biblia hebrea abundan en comparaciones de la miel. Los juicios de la Palabra de Dios son comparados a ella (Sal. 19:10). Palabras placenteras semejantes a ella (Prov. 16:24), y las novias en los Cantares de Salomón hablan de la miel (Cantar de los cantares 4:11; 5:1).

En los tiempos del Nuevo Testamento Juan el Bautista se alimentaba con langostas y miel silvestre allá en el desierto (Mat. 3:4). Y cuando Jesús quiso probar a sus discípulos que su cuerpo resucitado era un cuerpo real, pidió alimento y le dieron parte de un pescado asado, con miel (Luc. 24:41-43).

El Dr. Thompson relata que “en las grietas de un precipicio sobresaliente en Wady el Kurn los enjambres de abejas han hecho su hogar. Se bajó a un hombre con cuerdas sobre las rocas, bien protegido de un ataque de las abejas, y pudo extraer una gran cantidad de miel. Este incidente es reminiscente de la expresión de Moisés en su canto de despedida: “E hizo que chupase miel de la peña” (Deut. 32:13).

Se sabe de los grandes beneficios de la miel, ésta a través de los años ha sido reemplazada por otras sustancias, las cuales podrán reemplazar en sabor más no en sus beneficios. Por lo que es recomendable cuidar de la salud que Dios nos otorga a diario ¿y por qué no consumiendo miel? Así como era consumida por grandes hombre de la Biblia, hoy también podemos imitar ésta acción incorporando este delicioso alimento en nuestra dieta, la cual será más saludable.

Disfruta de los beneficios de la miel y si aún no conoces del todo cuales son estos beneficios, acá te invitamos a que los conozcas.

 

Por Natalia Wlasiuk

musica ad